¿Estás pensando en hacerte un piercing septum? Aquí te contamos todo lo que necesitas saber

Como blogger de belleza, siempre estoy buscando nuevos aspectos de mi apariencia en los que pueda enfocarme. Recientemente, decidí que quería probar algo diferente y arriesgado: un piercing septum.

Decidí hacer este piercing por varias razones. En primer lugar, siempre he sido un poco tímida y reservada, y este piercing me pareció una forma sutil pero llamativa de expresar mi personalidad. Además, había leído mucho sobre cómo los piercings pueden tener beneficios terapéuticos, incluyendo la liberación de endorfinas. Así que, después de investigar un poco y hablar con amigos que también tenían piercings, tomé la decisión de hacerme el piercing.

Así que, una tarde, fui a una tienda de piercings recomendada por amigos en mi ciudad. Me aseguré de que el lugar tuviera licencia y que siguiera todas las precauciones necesarias de higiene y seguridad. En la tienda, conocí a mi piercer, quien me explicó todo el proceso y respondió todas mis preguntas. Me dejó claro que el piercing septum es conocido por ser un poco doloroso, pero que él estaría allí para asegurarse de que todo saliera bien.

Después de completar algunos formularios y dar mi consentimiento, me senté en la silla de la tienda mientras mi piercer preparaba todo para el piercing. El proceso en sí fue rápido e intenso. La cantidad de dolor y molestia que experimenté fue un poco más de lo que esperaba, pero apenas duró unos segundos. Después de limpiar y cubrir el área con una solución antiséptica, me enseñaron cómo limpiar y cuidar el piercing. Me habían dicho que el septum tardaría de seis a ocho semanas en sanar, así que sabía que tendría que tener paciencia y cuidar bien de mi nuevo adorno facial.

Descubre nuestro especial:  Todo lo que necesitas saber sobre los piercings faciales: tipos, cuidados y consejos

Ya ha pasado algún tiempo desde que me hice el piercing septum y puedo decir que ha sido una experiencia emocionante. Me encanta la forma en que complementa mi rostro y, aunque todavía no me siento del todo cómoda con su presencia, he recibido muchos cumplidos y me encanta hablar sobre ello.

Para aquellos que estén considerando hacerse un piercing en el septum o que ya tengan uno, aquí hay algunos consejos importantes de cuidado y estilo:

1. Mantén limpio tu septum: La higiene es lo más importante. Debes asegurarte de lavar tus manos antes de tocar cualquier parte de tu piercing. También debes limpiar y enjuagar el área del septum dos veces al día con una solución salina. Esto ayudará a prevenir infecciones y promoverá una rápida curación.

2. Experimenta con diferentes joyas: Hay una gran variedad de joyas disponibles para el piercing septum, desde anillos y aros simples hasta piezas más elaboradas y llamativas. ¡Atrévete a experimentar y encuentra el estilo que mejor se adapte a ti!

3. Ten cuidado con las actividades que puedan dañar tu septum: Evita nadar en piscinas, jacuzzis o cualquier lugar donde puedan haber bacterias. También debes evitar tocarte el piercing con las manos sucias, ya que esto podría causar infecciones.

4. Sé paciente: El piercing septum tarda un poco en sanar y es importante que no te desesperes si notas algún signo de irritación. Si hay algún problema, acude a tu piercer de confianza.

Un piercing septum es una forma divertida y audaz de complementar tu apariencia. Pero recuerda, es importante hacerlo en un lugar de confianza y cuidarlo adecuadamente. Si sigues estos consejos, estarás en buen camino hacia un bonito y elegante piercing septum.

Descubre nuestro especial:  Todo lo que debes saber sobre la clorhexidina para cuidar tu piercing" - Guía completa de cuidado y prevención de infecciones

Comentar es inteligente!

Usamos Cookies!    Más info
Privacidad